Redescubriendo nuestra dieta

Últimamente hemos estado hablando del futuro, de como va a evolucionar la alimentación con el paso de los años, pero dicen que para conocer el futuro antes has de conocer tu pasado, pero ¿cuál es el pasado de nuestra alimentación?

Sabemos que la dieta de la edad media variaba según la clase social a la que pertenecieras. Por ejemplo, el pan se hacía con harina refinada (como el trigo) si eras de los escalones más altos y de centeno, mijo o avena. Pero no solo dependía de la clase social sino también de la accesibilidad de la materia o de las enfermedades que pudiera traer ocultas es por esto último que se consumía cerveza o vino en vez de agua ya que esta estaba contaminada por la mala higiene característica de esta época.

La carne era casi exclusiva para las clases altas ya que la caza era prácticamente un símbolo de poder para el noble ya que ofrecía sus presas a los invitados. Se les dejaba a los de la clase baja el hígado, las vísceras e incluso sangre de donde surge nuestra morcilla actual.

Ahora que conocemos de donde surge algunos de nuestros alimentos actuales, podemos mirar hacia el futuro y redescubrir algunos de los incondicionales de nuestra cocina.

Esta información y más en el siguiente enlace: https://hipertextual.com/2017/04/edad-media-gastronomia

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: